Remedios caseros para varicela

La varicela es causada por el virus conocido como virus varicela-zoster y se propaga fácilmente de persona a persona. Los principales síntomas son una erupción cutánea con picor y manchas rojas o ampollas en todo el cuerpo. Otros síntomas incluyen fiebre, fatiga y pérdida de apetito. Ya que la mayoría de las personas se vacunan contra la varicela, es más común entre los bebés recién nacidos, seguido de las mujeres embarazadas y las personas con sistemas inmunológicos débiles.

Remedios caseros para varicela

Por lo general, los peores síntomas de la varicela desaparecen en unas dos semanas. Sin embargo, puedes probar algunos remedios naturales para aliviar algunos de los síntomas y obtener alivio de la picazón ya que el virus sigue su curso. Aquí están los 10 mejores remedios caseros para la varicela.

1. Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio puede ayudar a controlar la comezón y la irritación de la varicela.

  • Mezcla media cucharada de bicarbonato de sodio en un vaso de agua.
  • Usa una esponja para poner la solución en las partes afectadas del cuerpo. Deja que la mezcla se seque en el cuerpo.

2. Lila india

La Lila india, también conocida como margosa o neem es útil en el tratamiento de la varicela, ya que tiene propiedades antivirales. Además, ayuda a secar las ampollas y alivia el picor en gran medida. Toma un puñado de hojas de neem, aplástalas y aplica la pasta sobre las zonas afectadas. La adición de hojas de neem al agua de baño es también beneficioso.

3. Zanahoria y Cilantro

Una sopa de zanahorias y cilantro es altamente beneficiosa en el tratamiento de la varicela.

  • Corta 100 gramos de zanahorias para obtener alrededor de una taza de zanahorias picadas y corta 60 gramos o una taza y media de hojas de cilantro frescas y hiérvelas en agua durante unos minutos. Cuela la solución y deja que se enfríe.
  • Toma la sopa una vez al día durante un mes aproximadamente. También puedes comer las zanahorias hervidas y hojas de cilantro para mayor resistencia.

4. Avena

Un baño de avena es un remedio casero muy popular para la picazón causada por la varicela.

  • Muele dos tazas de harina de avena en un polvo fino. Pon la harina de avena en polvo en dos litros de agua y deja reposar durante 10 a 15 minutos.
  • Vierte la mezcla en una bolsa de tela y cierra de forma segura. Deja la bolsa en una bañera de agua caliente y el agua se volverá de color lechoso.
  • Sumérjete en el agua durante algún tiempo para obtener alivio de la picazón.

5. Vinagre rojo

Uno de los remedios más eficaces para el tratamiento de la varicela es el vinagre marrón. Esto aliviará la irritación de la piel y ayudará a sanar las lesiones y prevendrá la cicatrización. Sólo tienes que añadir media taza de vinagre al agua tibia y sumérgete en la bañera durante algún tiempo.

6. Miel

La miel proporcionará alivio de la picazón y ayudará a sanar la varicela a los pocos días.

  • Compra una miel de buena calidad. Cubre con la miel pura la zona afectada.
  • Repite el proceso dos o tres veces al día hasta que las cicatrices desaparezcan.

7. Té de hierbas

También puedes probar el té de hierbas suave y sedante hecho de hierbas como la manzanilla, albahaca morada, caléndula y melisa.

  • Pon una cucharada de cualquiera de estas hierbas en una taza de agua hirviendo. Deja reposar durante unos minutos y luego se cuela.
  • Añade un poco de canela, miel y limón y disfruta de tu té lentamente.
  • Bebe esta infusión varias veces al día para obtener mejores resultados.
Tratamientos naturales para la varicela

8. Aceite de sándalo

También puedes utilizar el aceite de sándalo para el tratamiento de los diversos síntomas de la varicela. Basta con aplicar el aceite de sándalo puro en las erupciones cutáneas. Haz esto periódicamente hasta que todas las llagas y cicatrices se curen completamente. También puedes probar el aceite de vitamina E en lugar de aceite de sándalo.

9. Jengibre

Para detener la picazón y acelerar el proceso de curación, trata tu piel con jengibre.

  • Pon polvo de jengibre en el agua del baño caliente. Puedes repetir este remedio tan a menudo como quieras.
  • También puedes tomarte una bebida saludable de jergibre. Para ello, deberás hervir pequeños trozos de jengibre en agua durante unos minutos. Cuela la solución y bébetela.

10. Flor de caléndula

Las flores de caléndula también se pueden utilizar para aliviar el picor.

  • Mezcla dos cucharadas de flores de caléndula con una cucharadita de hojas de avellano. Pon la mezcla en una taza de agua y deja reposar durante la noche.
  • Por la mañana, muele la mezcla.
  • Aplica la pasta resultante directamente sobre las erupciones.

La varicela es generalmente una enfermedad leve que mejora con el tiempo. Pero si tú o tu hijo enfermáis gravemente de varicela, consulta a un médico.