Remedios caseros para mal aliento

El mal aliento, también conocido como halitosis, es vergonzoso y puede tomar un peaje en tu nivel de confianza. El mal aliento puede ser debido a varias razones, tales como el consumo de alimentos olorosos, el tabaquismo, la boca seca, condiciones médicas, enfermedades de las encías y condiciones de los senos paranasales. Sin embargo, la causa principal del mal aliento son las bacterias que se acumulan en la parte posterior de la lengua o entre los dientes.

Remedios caseros para mal aliento

El mantenimiento de una buena salud bucal es esencial para controlar el mal aliento. También la ingesta regular de agua es esencial para mantener tu aliento fresco. Después de comer una comida, deberías enjuagarte la boca con agua durante unos segundos. Esto aflojará las partículas de los alimentos atrapados entre los dientes y te refrescará la boca. Junto con el agua, también se puede tratar el mal aliento con la ayuda de algunos de los ingredientes fácilmente disponibles en tu armario de la cocina. Aquí están los 10 mejores remedios caseros para el mal aliento.

1. Hinojo

El hinojo contiene propiedades antimicrobianas que combaten el mal aliento.

  • Mastica lentamente una cucharada de hinojo para refrescar el aliento y estimular la producción de saliva en la boca.
  • Inmediatamente después de comer alimentos con olores fuertes, refresca el aliento al masticar semillas de hinojo mezclado con las semillas de otras especies aromáticas como el clavo y el cardamomo.

2. Canela

La canela contiene aldehído cinámico, una especie de aceite esencial que no sólo encubre el mal aliento, sino que también reduce efectivamente la cantidad de bacterias en tu saliva. Para tratar el mal aliento sigue este remedio dos veces al día.

  • Hierve una cucharadita de canela en polvo en una taza de agua.
  • Puedes añadir unas hojas de laurel y cardamomo también.
  • Cuela la solución y utilízala como enjuague bucal para refrescar el aliento.

3. Alholva

La alholva tiene propiedades que curan las enfermedades causadas por problemas de las vías respiratorias y el mal aliento. El té de hierbas hecho a partir de semillas de alholva es beneficioso para el mal aliento y olor corporal.

  • Hierve una cucharadita de semillas de alholva en una taza de agua.
  • Cuela y bebe este té.

El té alholva es muy eficaz cuando el mal aliento es causado por infecciones catarrales.

4. Clavo

El clavo tienen poderosas propiedades antisépticas que son muy útiles para deshacerse del mal aliento.

  • El método más fácil es masticar unos trozos a fondo. Esto eliminará el mal aliento en unos pocos minutos.
  • También puedes hacer té de clavo al poner tres clavos en dos tazas de agua caliente y dejar reposar durante 20 minutos, moviendo de vez en cuando. Puedes beber el té o usarlo como enjuague bucal dos veces al día.

5. Perejil

El perejil contiene clorofila que puede ayudar a controlar el mal aliento.

  • Sumerge un puñado de hojas de perejil fresco en vinagre y mastica concienzudamente durante un minuto o dos.
  • También puedes poner hojas de perejil en un robot de cocina y beber el jugo cada vez que necesites refrescar tu aliento. El perejil también ayuda a la digestión mediante a raya la producción de gases intestinales.

6. Jugo de limón

El enjuague de limón para curar el mal aliento se ha utilizado durante generaciones. El alto contenido de ácido en los limones previene el crecimiento de bacterias en la lengua y las encías. Simplemente mezcla una cucharada de jugo de limón en una taza de agua y enjuaga tu boca con ella a fondo. También puedes agregar un poco de sal a la misma y enjuagarte la boca antes de irte a la cama. Este recurso te ayudará a resolver el problema de la sequedad de la boca, que es una de las principales razones de la halitosis.

7. Vinagre de manzana

Debido a sus propiedades ácidas, el vinagre de sidra de manzana es un remedio maravilloso para el mal aliento. Puedes probar cualquiera de estos remedios, según tu preferencia.

  • Mezcla una cucharada de vinagre de sidra de manzana en un vaso de agua y bebe antes de comer. El vinagre te ayudará en la digestión, así como en curar el mal aliento.
  • Toma una cucharada de vinagre de sidra de manzana diluido después de cada comida.
  • Haz gárgaras con vinagre de manzana mezclado en un vaso de agua.
Remedios naturales para la halitosis

8. Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es una gran solución para deshacerse y prevenir el mal aliento.

  • Cepíllate los dientes con bicarbonato de sodio, esto ayudará a reducir la acidez en la boca y evitará que las bacterias se acumulen en la lengua.
  • También puedes hacer gárgaras con bicarbonato de sodio disuelto en agua caliente para matar las bacterias que causan el olor.

9. Aceite de árbol de té

El aceite del árbol del té tiene propiedades antisépticas que actúan como un potente desinfectante para tu boca. Puedes obtener los beneficios del aceite de árbol de té de una variedad de maneras.

  • Cepilla tus dientes con una crema dental que contenga aceite de árbol de té.
  • Pon unas gotas de aceite de árbol de té en tu cepillo de dientes junto con tu pasta dental regular.
  • Mezcla cantidades iguales de aceite de árbol de té, aceite de menta y aceite de limón en un vaso de agua y utiliza la solución como enjuague bucal.

10. Té

El compuesto conocido como polifenoles que se encuentran tanto en el té verde como en el negro, puede detener el crecimiento de las bacterias responsables del mal aliento. Puedes optar por una taza normal de té o tomar té de hierbas con alfalfa. La clorofila que se encuentra en alfalfa combate el mal aliento, ayudando a eliminar las toxinas del cuerpo. Para hacer este té de hierbas, pon dos cucharadas de hojas de alfalfa secas en una taza de agua hirviendo y deja reposar durante unos 15 minutos. Bebe esta infusión varias veces al día para mantener tu aliento fresco.

Si el mal aliento persiste después de probar estos tratamientos naturales, consulta a un médico o dentista para ver si hay un problema subyacente más serio.