Remedios caseros para infección de garganta

Un dolor de garganta es el resultado de una inflamación de la faringe, el tubo que se extiende desde la parte posterior de la boca hasta el esófago.

Remedios caseros para infección de garganta

Algunas de las principales causas de esta afección son infecciones virales, bacterianas o infecciones por hongos; irritantes como la contaminación, el tabaquismo, el reflujo ácido o aire seco; un tono demasiado exaltado; o algún tipo de reacción alérgica. Un dolor de garganta suele ir acompañado de un dolor de cabeza, dolor de estómago e inflamación de las glándulas del cuello.

Los dolores de garganta, aunque muy son comunes, pueden ser dolorosos e incómodos. En lugar de ir al médico directamente, puedes probar algunos remedios sencillos y naturales que te ayudarán a aliviar el dolor y dependiendo de la causa, posiblemente, curar el problema.Aquí están los 10 mejores remedios caseros para la infección de garganta.

1. Limón

Puedes utilizar los limones frescos para obtener alivio de un dolor de garganta, ya que ayudan a eliminar el moco.

  • Toma limonada caliente con miel. Mezcla el jugo de medio limón y una cucharadita de miel en una taza de agua tibia. Bebe despacio.
  • Otra opción es hacer gárgaras con el jugo de limón recién exprimido diluido con una cantidad igual de agua tibia.
  • También puedes coger la mitad de un limón y espolvorear sal y pimienta sobre él. Lame el limón poco a poco.

2. Vinagre de manzana

El vinagre de manzana es útil para tratar el dolor de garganta debido a sus propiedades antibacterianas y por ese motivo, tiene la capacidad para curar la infección producida por bacterias.

  • Añade una cucharada de vinagre de sidra de manzana y una cucharadita de jugo de limón y miel a una taza de agua tibia y bebe lentamente. Haz esto dos o tres veces al día. Pronto obtendrás el alivio del dolor y la inflamación.
  • También puedes hacer una solución para hacer gárgaras con vinagre de sidra de manzana. Mezcla una cucharadita de sal y una cucharada de vinagre de sidra de manzana en una taza de agua tibia. Haz gárgaras con la mezcla varias veces al día.

3. Canela

La canela puede ser utilizada para tratar un dolor de garganta causado por el resfriado común.

  • Añade una cucharadita de canela en polvo y pimienta en polvo negra en un vaso de agua tibia. También puedes añadir cardamomo. Cuele la solución y haz gárgaras con ella. Haz esto una vez al día durante una semana para conseguir un alivio completo.
  • Otra opción es mezclar unas gotas de aceite de canela y una cucharadita de miel pura. Toma esto dos veces al día para obtener alivio del dolor y la inflamación asociados con un dolor de garganta.

4. Agua Salada

Una de las mejores maneras de obtener alivio de un dolor de garganta es hacer gárgaras con agua salada. La sal actúa como un antiséptico y ayuda a atraer el moco fuera de las membranas mucosas de la garganta. Esto reduce la flema y reduce la inflamación, que te da un alivio inmediato.

  • Mezcla media cucharadita de sal en un vaso de agua tibia. Si no te gusta el sabor salado, agrega una pequeña cantidad de miel.
  • Haz gárgaras con la solución. No te la tragues. Escupe el agua después de hacer gárgaras.
  • Haz esto por lo menos cuatro veces al día para obtener mejores resultados.

5. Ajo

El ajo tiene propiedades antibacterianas y antisépticas, junto con otras propiedades medicinales que pueden ayudar a tratar o prevenir el dolor de garganta.

  • Corta un diente de ajo fresco por la mitad y luego chupa los trozos. Aplasta vez en cuando un trozo de ajo con los dientes para liberar el producto químico conocido como la alicina que ayuda a matar las bacterias que pueden estar causando el dolor de garganta.
  • Alternativamente, puedes utilizar aceite de ajo. Añade unas gotas de aceite de ajo en un cuarto de taza de agua y haz gárgaras con la solución una vez al día.
  • Además, trata de comer el ajo en forma cruda y cocinada. Si no te gusta el sabor, puedes tomar pastillas de ajo.

6. Olmo

El olmo americano contiene mucílago, una sustancia gelatinosa que recubre la garganta, alivia el dolor y reduce la irritación.

  • Añade una cucharadita de la corteza interna del olmo a dos tazas de agua hirviendo.
  • Deja que repose durante unos minutos y luego cuela la disolución.
  • Bebe despacio mientras todavía está caliente.

De hecho, puedes utilizar esta solución para el tratamiento de cualquier tipo de enfermedad respiratoria o laringitis. Si la hierba no está disponible, también puedes comprar olmo en forma de cápsulas en cualquier farmacia.

Recetas caseras para el dolor de garganta

7. Miel

La miel tiene propiedades antibacterianas que pueden combatir la infección y acelerar el proceso de curación. También funciona como osmótica hipertónica, lo que significa que ayuda a extraer el agua de los tejidos inflamados y reduce la hinchazón.

  • Añade una o dos cucharadas de miel a una taza de agua caliente y bebe varias veces al día. También puedes agregar miel en tu taza preferida de té de hierbas.
  • Antes de acostarte, toma una cucharadita de miel, ya que te dará un alivio calmante y te ayudará a dormir.

8. Cúrcuma

Otro gran remedio para el dolor de garganta es la cúrcuma, que tiene poderosas propiedades antisépticas y antiinflamatorias.

  • Mezcla un cuarto de cucharadita de cúrcuma en polvo en un vaso de agua tibia. Bebe despacio por la mañana con el estómago vacío. Haz esto una vez al día durante tres o cuatro días.
  • Alternativamente, puedes agregar una cucharadita de cúrcuma en polvo y una cucharadita de pimienta negra en un vaso de leche caliente y bébetelo antes de ir a la cama.
  • También puedes hacer gárgaras con la cúrcuma para calmar un dolor de garganta. Añade media cucharadita de cúrcuma en polvo y media cucharadita de sal en un vaso de agua tibia y mezcla bien. Haz gárgaras con esta mezcla dos veces al día.

9. Raíz de malvavisco

La raíz de malvavisco contiene mucílago y por lo tanto, también se puede utilizar para cubrir la garganta y aliviar el dolor de garganta. El té de raíz de malvavisco es muy bueno para el dolor de garganta junto con una tos y el resfriado común. Este remedio no está recomendado para mujeres embarazadas o en lactancia o personas diabéticas.

  • Añade una cucharada de raíz de malvavisco seca a una taza de agua hirviendo y deja reposar durante media hora aproximadamente.
  • Cuela la solución, añade un poco de miel y bébetelo.
  • Puedes tener tres tazas de este té de hierbas al día.

10. Alholva

Las propiedades presentes en la alholva tienen la capacidad de disolver la mucosidad, lo que te dará un alivio inmediato del dolor y la inflamación. Puedes preparar una solución para hacer gárgaras usando semillas de alholva, que son muy eficaces para tratar el dolor de garganta.

  • Añade dos cucharadas de semillas de alholva a seis tazas de agua.
  • Déjalo cocer durante media hora. Deja que se adapte a la temperatura ambiente y luego cuélalo.
  • Haz gárgaras con esta solución tres o cuatro veces al día.

La próxima vez que tengas infección de garganta, simplemente prueba algunos de estos remedios para sentirte mejor. Sin embargo, si el dolor de garganta dura más de dos o tres días, consulta a tu médico.