Remedios caseros para abortar

El aborto suele ocurrir en el primer trimestre y en algunos casos, en el segundo trimestre, pero casi nunca sucede en el tercer trimestre. Muchas personas no son conscientes de que hay muchas maneras naturales para generar un aborto. Aunque no todas estas técnicas están certificadas. Aquí hay algunos remedios caseros para el aborto que son seguros para la salud de la madre.

Remedios caseros para abortar

Angélica

La Angelica Quai permite descansar el vientre, puede activar los períodos mensuales atrasados y activar las contracciones. Se debe tomar de 5 a 15 gotas en una taza de agua caliente 4 veces al día.

Cohosh negro

El Cohosh negro se utiliza para madurar el cuello uterino antes de hora, permite preparar tu cuerpo para el aborto. Las tinturas y los suplementos se pueden comprar de forma rápida. Esto puede reducir la cantidad de impulsos; no lo debes tomar si tienes una enfermedad cardiovascular. Existen reacciones adversas, tales como vómitos y náuseas, desmayos y complicaciones gastrointestinales como la diarrea. El Cohosh oscuro no generará un aborto.

Ducha caliente

Muchas personas sugieren que darte un baño caliente puede ayudarte a abortar, siempre acompañándolo con el consumo de los remedios herbarios.

Poleo

El poleo contiene un nivel avanzado de pulegona, un material muy tóxico. Esta planta medicinal es muy beneficiosa en pequeñas cantidades pero en cantidades considerables, es un método abortivo muy arriesgado.

Oxitocina

La oxitocina, como el cohosh rojo, se utiliza comúnmente en la comunidad médica para promover las contracciones uterinas.

Tanaceto

El tanaceto o atanasia es una floreciente herbácea de hoja perenne considerado un abortivo efectivo y muy arriesgado. Nunca debe ser tomado internamente, ya que es peligroso para la vida, incluso en cantidades pequeñas. Una gotas de tanaceto diluido con agua se dice que genera el aborto. Las mujeres embarazadas deben evitar esta hierba natural.

Remedios naturales para abortar

Algunos consejos para recordar

Bebe mucha agua y líquidos para mantenerte hidratada. Si has tenido una hinchazón excesiva, es especialmente importante consumir líquidos y alimentarte de forma adecuada para que tu cuerpo vuelva a estar como estaba.

Sé cuidadosa con las hierbas como el extracto de cohosh negro, que relajan el cuello del útero. El cohosh negro es una hierba natural, incluso más eficaz que el cohosh rojo, por lo que debes evitarlas sobre todo en las últimas etapas de un embarazo.

Mantente alejada de las hierbas que contienen un material activo conocido como pilocarine, como la hierba natural típica conocida como ruda. La ruda es una flor decorativa que crece en muchos lugares. El aceite producido a partir de la ruda contiene un material conocido como pilocarine, que es un abortivo eficaz, tanto en los animales como en las mujeres.

Descansa tanto como sea posible. Físicamente y psicológicamente, todo tu cuerpo ha pasado por una experiencia difícil y necesita recuperarse.

Toma los medicamentos que te haya recetado tu médico. Asegúrate de terminar todo el curso de los medicamentos.

Vigila tus niveles. Si no te encuentras bien, tu temperatura corporal se ha disparado y está más alta de lo normal o presentas síntomas externos no comunes, debes ir a un médico para recibir tratamiento sanitario.

Evita el ejercicio o el trabajo duro durante dos semanas para evaluar la restauración de tu cuerpo post-abortiva.